Pyme Legal & 202 Digital Reputation: Cómo mejorar la reputación de tu negocio

Pyme Legal & 202 Digital Reputation: Cómo mejorar la reputación de tu negocio

En una colaboración estratégica con PymeLegal, este artículo aborda la crucial relación entre la reputación digital de las empresas y la implementación efectiva de medidas clave, como la protección de datos y el registro de marca.

A medida que el mundo empresarial se sumerge cada vez más en el ámbito digital, la gestión cuidadosa de la presencia en línea se convierte en un imperativo.

Acompáñanos en este análisis exhaustivo, donde 202 Digital Reputation y Pyme Legal exploramos cómo estos elementos críticos no solo refuerzan la confianza del cliente, sino que también preservan la integridad y reputación de las empresas en el vasto mundo digital.

¿Estás cuidando de la reputación digital de tu empresa?

En los últimos años el auge digital ha hecho que todas las empresas deban estar en internet para ser conocidas y tener éxito. Pero esto también ha comportado problemas en la imagen de algunas empresas, por ejemplo, a partir de los malos (o falsos) testimonios o de un servicio a través de una web que sea poco segura.

Cualquier empresa que busque prosperar en el mundo digital deberá tener una buena reputación digital, y eso también se consigue teniendo una web que sea legal, que cumpla con la protección de datos y que de confianza al cliente.

La reputación digital en la web y las redes sociales

Actualmente muchas empresas utilizan su web y sus redes sociales como un escaparate de aquello que venden, sean productos o servicios.

Tener una imagen de marca y un negocio que atraiga a la vista, hace que tus potenciales clientes te perciban mejor. Pero no todo es el impacto visual, ya que, si cuidamos de la imagen, pero no de aquello que dicen sobre nuestra marca o de las condiciones que ofrecemos, esto nos puede perjudicar tanto en la reputación como en las ventas.

Estas son algunas de las influencias negativas que tenemos a la hora de decidir nuestras compras:

  • Comentarios o críticas negativas en redes sociales sobre un producto o servicio.
  • No tener una página web segura en la que hacer el pago.
  • No disponer de avisos legales o condiciones generales de contratación.
  • No atender al cliente o responderle sus dudas o quejas.

Además, está comprobado que cuando hablamos de negocios pequeños o marcas que no son tan conocidas, nos cuesta más confiar. Seguramente hayas dudado alguna vez a la hora de realizar una compra en una página de un comercio que es poco conocido, ya que en estos casos nos solemos fijar aún más en testimonios, seguridad, condiciones de la compra, etc.

En cambio, si desde nuestro negocio cuidamos aspectos como la protección de datos de nuestra web, la muestra de fidelidad de nuestros clientes, la transparencia en los procesos de compra o el registro de nuestra marca, estaremos potenciando nuestro negocio y fomentaremos la confianza y la lealtad de los clientes.

Protección de datos y reputación digital

Un negocio debe recopilar y gestionar los datos personales de forma adecuada y respetando la normativa de protección de datos. El no hacerlo podría implicar que los datos de los clientes no estén seguros.

Son muchos los negocios que por no tener unas medidas de seguridad establecidas han sufrido filtraciones de datos o brechas de seguridad que han afectado a sus clientes, y por consecuencia a la reputación de su negocio. ¿O tú confiarías en un negocio que ha sufrido una pérdida de sus datos y eso ha implicado en la privacidad de sus clientes?

El cumplimiento de la normativa del RGPD no es opcional, sino que es obligatorio para todas las empresas. Y la Agencia de Protección de Datos Española (AEPD) es cada vez más estricta en este aspecto. Por ello cada día nos encontramos con sanciones a pequeñas empresas que no cumplían con esta normativa. Como por ejemplo una de 4.000€ por vulnerar el RGPD en el banner de cookies o una de 12.000€ por enviar newsletters sin consentimiento. Estas sanciones, obviamente, afectan a la reputación de las empresas.

Registro de marca y reputación digital

El registro de marca no solo le otorga a una empresa la propiedad legal de su identidad, sino que también construye una reputación.

Cuando registramos una marca, nos estamos diferenciando del mercado y de nuestra competencia. Esto impide que otras empresas utilicen nuestros elementos distintivos y por lo tanto protegen la reputación de la marca, que podría estar afectada si una empresa similar lleva a cabo acciones negativas o que afectan a la imagen de nuestra empresa.

Cuando una marca está registrada da mucha más confianza al cliente. Por lo que no habrá tantas objeciones a la hora de contratar sus servicios o comprar sus productos, y tendrá una mejor reputación digital.

Por ejemplo, desde 202 Digital Reputation tratamos un caso de una entidad financiera que sufrió un robo de marca y difundieron contenido negativo, dañando su reputación y generando confusión a los clientes. Esto podría denunciarse en el caso de que la empresa tenga su marca registrada.

Como has podido ver, una reputación sólida construye la confianza del cliente, pero esta confianza se preserva cuando cuidamos de aspectos como la protección de datos o el registro de una marca.

Desde Pyme Legal y 202 Digital Reputation, te ofrecemos nuestros servicios para garantizar tanto la reputación de tu empresa como la seguridad de los datos de esta.

Podemos ofrecerte una auditoría para que analices qué reputación digital tiene tu empresa y si tu página web está cumpliendo con la protección de datos. ¡Contacta con nosotros para más información!

Compomiso social

crossmenu
×